A once años luz

Esta noche, estoy exactamente a once años luz de una mirada que quedará grabada a fuego en mi alma. Fué el principio de los dos peores y más oscuros años de mi vida. Pero no todo fué malo en aquellos días, digamos que aquella mirada  fué la fuente tanto de los peores, como de los mejores recuerdos de mi adolescencia.

Y es por eso que hoy escribo recordándola, como si fuera una viejecita escribiendo sus últimas memorias. Desde mi acomodada y feliz vida de ahora, que parece que está en otra galaxia a años luz de aquella chica que fuí bajo aquellos ojos.

Hay días grises, bochornosos y tristes en los que aquella chica se me aparece a flor de piel y sus recuerdos y arrepentimientos quieren nublar mis sentimientos.

Pero no os preocupéis, que no les dejo que me dominen. Lo único es que no deja de sorprenderme, como los más pequeños detalles, pueden cambiarte la vida sin que te des cuenta.

Anuncios

~ por Morgana en 20 agosto 2011.

8 comentarios to “A once años luz”

  1. No se si te entiendo pero yo también recuerdo una mirada; puedo vivir 1000 años que no la olvido.

    Me gusta

  2. “Cause we both know what memories can bring; they bring diamonds and rust.”

    Que no lo digo yo, que lo decía Joan Baez, aunque en mi cabeza suena con la voz de Rob. Si, es que últimamente siempre aparece esa canción en mi cabeza cuando algo o alguien me hace mirar atrás…

    Me gusta

  3. Si Eulogio, son de esas miradas que se quedan grabadas para siempre. Me alegro de verte por aquí.
    Moya nene, me parece a mi que el concierto de los judas te ha marcado mucho ¿eh? Pero si, la mayoría de los recuerdos tienen una parte buena y otra mala.
    Besetes

    Me gusta

  4. Pues no dejes que nublen tus sentimientos, Morgana.

    Me alegra muchísimo ver que escrito en tu blog.

    Muchos besos y un fuerte abrazo.

    Me gusta

  5. Hola!!
    Me alegra leerte de nuevo. ¡¡Vaya “viaje” más largo!!
    Y no sé qué circunstancias rodearon esa mirada, (y me encantaría saberlo, por cierto) pero, sí, te puden marcar una vida…
    Besos
    Á

    Me gusta

  6. Jenny un abrazo enorme para ti también, guapa.
    Aspective, si, me temo que mi viaje ya duraba demasiado. Cuando quieras te lo cuento 😉
    Besetes!

    Me gusta

  7. Bonito escrito… con el tiempo nos damos cuenta, de que nada es demasiado importante en la vida… todo ocurre por algo…

    Me gusta

  8. Lo que más me alegra es que sigues teniendo ese empuje para pelear en los días menos claros ^___^
    Me gusta poder leerte de vez en cuando, sobre todo, porque supongo que si no escribes es porque tienes mucha vida que derrochar por ahí fuera.
    Un abrazo, preciosa!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: